Imprimir noticia
19/02/2019
ALUMINIO: MATERIAL DE FUTURO
¿Aluminio-bio?, ¿eco-aluminio?, ¿aluminio verde?,… El aluminio no procede de una fuente renovable, no es ni biodegradable ni compostable, pero si analizamos el ciclo de vida de un envase de aluminio (ACV) observamos que es una opción muy interesante frente a otros materiales:
• El aluminio es el tercer elemento más común en la corteza terrestre.
• El aluminio se extrae principalmente de una roca sedimentaria llamada bauxita. La bauxita es una de las rocas más abundantes en la corteza terrestre.
• La bauxita es extraída por un sistema de minería a cielo abierto. Aunque se erosiona el terreno, este sistema es generalmente sencillo y seguro.
• De la bauxita se extrae la alúmina, con la alúmina se fabrica el lingote de aluminio y con el lingote la bobina de aluminio que utilizamos para la fabricación del envase. Este es el proceso que más consumo de energía requiere.
• Nuestros proveedores son europeos. Desde su extracción hasta que llega a nuestra planta, el aluminio recorre pocos kilómetros comparado con otros materiales.
• El residuo generado durante la producción del envase de aluminio es prácticamente nulo y se recicla al 100%.
• El 100% del residuo entra de nuevo en el ciclo productivo para la fabricación de nuevos envases.
• El aluminio es el único material que se puede reciclar infinitas veces sin perder propiedades.
• Con el aluminio minimizamos el consumo de materias primas. Gracias a sus propiedades mecánicas se requiere muy poco aluminio para fabricar muchos envases porque se pueden fabricar envases muy finos y ligeros.
• El envase de aluminio se fabrica partiendo de una lámina de aluminio muy fina a la que se da forma con un troquel. El consumo energético para su producción es muy bajo.
• Los envases de aluminio son monocapa, frente a otros envases y embalajes que son multi-capa (capas superpuestas de distintos materiales). Al tener una sola capa se pueden reciclar con más facilidad porque no hay que separarlas en el proceso de reciclaje.
• El envase de aluminio es fácilmente apilable. Se pueden trasportar muchos envases en muy poco espacio. Por lo tanto, el impacto medioambiental de su logística es muy bajo en comparación con otros materiales.
• Se debe depositar en el contenedor amarillo y en las plantas de reciclaje se puede separar fácilmente de otros materiales para que entre de nuevo en el ciclo productivo.
A todas estas razones medioambientales en favor del aluminio hay que sumar las ventajas desde el punto de vista de la seguridad alimentaria (termo-estabilidad, baja migración, etc). Por todo ello creemos en el aluminio como un material de presente y futuro.
FEDINSA ENVASES S.A. - Poligono de Cantabria, Pla. 46 26006 LOGROÑO - ESPAÑA - SPAIN - Apdo. Correos 1127 . 26080
Tel: 941 27 13 00 - Fax: 941 27 13 01 - International - Tel: 34 941 27 13 00 - Fax: 34 941 27 13 01

© 2007, FEDINSA ENVASES, S.A. All rights reserved    -    Política de protección de datos    -    Aviso legal